English Español Français Deutsch Italiano Český Polski Русский Română Українська Português Eesti 中文

Conocimiento contemporáneo sobre Dios, sobre la evolución y el significado de la vida humana.
Metodología del desarrollo espiritual.

 
Comienzo de la vida sexual y matrimonio
 

Sexología/Comienzo de la vida sexual y matrimonio


Comienzo de la vida sexual
y matrimonio

Estoy seguro de que las nociones básicas del conocimiento sexual deben ser enseñadas en la escuela. ¡Gracias a esto se podría evitar tantas calamidades personales!

Especialmente esto concierne a la primera experiencia sexual. ¡Pues ni los chicos ni las chicas saben cómo comportarse en este caso! De aquí, las desfloraciones violentas, embarazos no deseados, la participación de los menores en las relaciones sexuales, etc.

Todos saben, por ejemplo, que realizar un acto sexual con una niña que aún no ha alcanzado la pubertad es algo malo e incluso criminal. Pero ¿por qué? ¿Qué significa esta prohibición? ¿Es solamente un dogma de la moral que puede ser ignorado si «nadie se entera»?

¡Muy pocos varones en nuestro país entienden que la causa para esta prohibición no es moral, sino médica, anatómica!

Los genitales femeninos están preparados para las relaciones sexuales sólo después de que el organismo —desde cierta edad— comienza a producir estrógenos intensamente. Bajo la influencia de éstos, los tejidos genitales empiezan a crecer, lo que los prepara para las relaciones sexuales normales*; por lo tanto, un acto sexual prematuro puede causar un grave daño a los genitales no maduros.

Para las chicas, el comienzo de la vida sexual implica la desfloración o ruptura del himen.

Esta membrana, que cierra la entrada de la vagina y que desde luego no tiene ningún significado «religioso», no es un «error de la naturaleza», como fue afirmado por algunos autores, sino una importante protección contra varias impurezas e infecciones. Tal protección es especialmente importante a edad temprana, puesto que antes de la pubertad, el ambiente químico dentro de la vagina es alcalino (al igual que durante la menstruación a edad más avanzada), y en un medio alcalino, al contrario de un medio ácido, una mayor variedad de microorganismos patogénicos puede prosperar y multiplicarse. En cambio, un medio ácido es natural (fuera de las menstruaciones) en las chicas y mujeres sanas.

La ruptura del himen ocurre usualmente durante la primera relación sexual y es un proceso doloroso.

La ética elemental le requiere al varón minimizar este dolor. Por lo tanto, durante la desfloración (ruptura del himen), él debe entrar a la vagina una sola vez y luego salir; los contactos sexuales subsecuentes no están permitidos hasta que la herida se sane, lo que tarda algunos días.

Cuando la desfloración se realiza de esta manera, las sensaciones dolorosas son mínimas. En caso contrario, es decir, si el varón continúa el coito, las sensaciones pueden volverse extremadamente dolorosas y provocar el shock debido al dolor e incluso la muerte de la mujer.

La chica que está a punto de ser desflorada debe informar a su compañero sobre su condición y, quizás, incluso darle las instrucciones correspondientes.

La falta de cuidado por parte del varón en esta situación señalaría su nivel de desarrollo ético tan bajo que yo no recomendaría ni siquiera continuar la comunicación con él, cuanto menos casarse con esta persona.

En el ambiente religioso pervertido, pueden exigir, como todos nosotros sabemos, que una muchacha se case solamente siendo virgen y que las dos personas contraigan matrimonio «a ciegas», es decir, sin haberse conocido primero para estar seguros de su compatibilidad sexual o siquiera de su capacidad de convivir. Sin embargo, las personas espiritualmente desarrolladas no pueden compartir esta opinión.

Es importante comprender que no todas las parejas pueden hallar la armonía sexual. Y sin tal armonía es difícil imaginar una vida familiar. ¡Tengamos en cuenta que algunas personas —tanto varones como mujeres— son absolutamente incapaces para las relaciones sexuales! Tampoco debemos olvidar factores de incompatibilidad sexual tales como las variaciones anatómicas de los genitales, la incompatibilidad bioenergética y otros.

<<< >>>
 
Página principalLibrosArtículosPelículasFotografíasSalvapantallasNuestros sitiosEnlacesQuiénes somosContacto